Cocina saludable para todos

Alimentación saludable en casa

Llevar una alimentación saludable es la base de una vida sana y feliz. Conseguir que tengamos una dieta equillibrada es más sencillo de lo que parece y no se necesita tanto tiempo para cocinar en casa.

¿Quieres saber cómo? Sigue leyendo.

Muchas veces ponemos la excusa de la falta de tiempo para llevar una alimentación saludable. Pero en realidad, no se necesita mucho más tiempo que si comemos de mala manera. Lo único que hay que hacer es seguir unas sencillas pautas y poner interés en ello.

Pautas para una alimentación saludable.

Hacer la compra con productos de temporada.

Uno de los puntos más importantes de una alimentación saludable es hacer una compra ordenada. Es muy útil ir a los mercados y llenar la cesta con productos de proximidad y que estén de temporada. De esta forma, necesitaremos menos tiempo para hacer la compra y nuestras recetas serán más sabrosas, reduciendo el impacto en el medio ambiente.

Un producto, sobre todo verduras y frutas, será más sabroso si está en su época de cultivo. Además, si lo compramos a agricultores locales aún más, ya que lo recolectarán en el momento justo. Cuanto más largo sea el trayecto hasta el punto de venta, antes tendrán que haberlo recolectado para que aguante bien ese tiempo. Y un alimento que madura en su planta adquiere más sabor que el que madura en una ‘caja’.

Alimentación saludable en casa

En este apartado, es muy importante que tengamos nuestros tenderos o mercados de confianza. De esta forma, conocerán nuestras necesidades y el proceso de compra será más ágil.

Ojo, esto no quiere decir que nunca podamos comprar un producto de otras regiones. También es bueno aprovechar algunas frutas y verduras para cocinar platos diferentes en ciertas ocasiones.

Organizar nuestas comidas semanales.

Tener una idea de lo que queremos comer durante la semana ayuda mucho a reducir el tiempo en la cocina. Y si ya tenemos planificadas cada una de las comidas mucho mejor. Llegar a casa e ir directamente a cocinar sin pensar antes qué plato quieres te ayudará optimizar tu alimentación.

Para ello, tendremos que poner en práctica nuestras recetas propias y apoyarnos en otras que tengamos a mano. Éstas pueden ser libros de buenos cocineros, blogs o revistas de cocina, etc. Las opciones son múltiples, y por ejemplo, en Cocina con Elena y HortoGourmet disponemos de un amplio y sencillo índice de recetas para llevar una alimentación saludable que deberías consultar.

Otro punto muy a tener en cuenta es la cocina de aprovechamiento. Esto no es otra cosa que el aprovechar el 100% de los alimentos en nuestras comidas. Es decir, si hoy cocinamos una sopa de pollo y nos sobra un poco de pechuga, mañana podemos añadirla a una ensalada, por poner un ejemplo.

Ensalada de rúcula con tomate y pollo

De este modo, ahorramos tiempo, energía, dinero y seguimos comiendo recetas caseras.

Una vez que tengas organizada tu compra, tus comidas semanales y localizadas tus fuentes de información, ya verás como el resultado es una sabrosa alimentación saludable.

En HortoGourmet, promovemos este tipo de cocina y estamos a tu disposición en caso de que necesites consejos para llevarla a cabo. 🙂

Puedes compartir este artículo o seguirnos en:
error0
 
Publicado en Consejos y etiquetado , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.