Cómo cocinar y no morir en el intento

Cocinar con robots de cocina

Los famosos robots de cocina son la herramienta perfecta para aquéllos a los que la cocina no se les da precisamente bien. Pero además, hemos preparado este artículo con algunos consejos que, sin lugar a dudas, te ayudarán a sobrevivir al hambre. Y de paso, sobrevivir al proceso de cocinar.

En primer lugar, queremos decir que la solución viene de la mano de la tecnología. En https://comprarlasmejores.com/robots-cocina/ podrás encontrar las mejores comparativas de robots de cocina, que pueden ayudarte a cocinar sin morir en el intento.

1. Hazte con un buen robot de cocina.

Como hemos dicho, hoy en día la tecnología ha venido al rescate de aquéllos que no saben cocinar y lo hace trayéndonos los maravillosos robots de cocina. El primer consejo es, por lo tanto, que elijas un buen cacharro y te pongas manos a la obra. Aquí tienes un montón de recetas de robot de cocina para animarte con ellos.

En efecto, los robots de cocina poseen muchas ventajas, tales como una enorme sencillez para elaborar sus recetas, gran rapidez, facilidades para organizar menús según tus propias horas o cocinar de diferentes formas. 

Seguramente seas un apasionado de los horneados, los guisos, la pasta, los arroces… Y sin embargo, no sabías hacerlos. Nuestro primer consejo consiste precisamente en que te hagas con un robot de cocina para poder disfrutar de todos ellos de una forma sencilla. Estos aparatos pueden realizar diferentes preparaciones con diferentes modos de cocinado, que van desde el horneado hasta la cocción al vapor, pasando por el tan conocido «chup – chup».

Hacerte con uno de ellos es el primer paso para disfrutar por tu cuenta de la cocina. Básicamente, su funcionamiento consiste en programarlo exactamente igual que cualquier otro electrodoméstico convencional para que haga la receta que queremos en el momento que le ordenemos. De esa manera, de hecho, podrá cocinar por ti aunque no estés en casa. 

2. Además de los robots de cocina, ten en cuenta estos consejos básicos.

En caso de que tu intención sea aprender a cocinar por ti mismo y sin tener que recurrir en exclusiva a un robot de cocina, te recomendamos que estés atento a los siguientes consejos que vamos a darte. Te recomendamos, a pesar de todo, que como complemento cuentes con un robot de cocina para no morir de hambre en el caso de que no prosperaran tus primeras recetas. Este tipo de electrodomésticos son útiles para todo el mundo, incluidas aquellas personas que ya cuentan con un buen dominio de las artes culinarias.

¡Vamos con esos consejos básicos de cocina!

Usa las herramientas adecuadas 

Si quieres cocinar y no morir en el intento, es fundamental que emplees las herramientas adecuadas. Aparte de las quemaduras que en muchos casos pueden evitarse con un simple trapo y algo de prudencia y sentido común, la causa más frecuente de accidente son los cortes. Incluso en el caso de emplear robot de cocina, deberás cortar los ingredientes. Para ello, te recomendamos que te hagas con un buen cuchillo. Si eres principiante, quizás pienses que el peligro está en un cuchillo muy afilado, pero no es así.

Más bien, un cuchillo bien afilado es la mejor garantía, ya que es el único que nos permite hacer cortes precisos. Los que no están afilados son los más peligrosos, ya que tendemos a hacer fuerza con ellos, se deslizan y entonces es cuando nos cortamos. Hazte con unos buenos cuchillos, con trapos y manoplas para evitar las quemaduras y con accesorios que te permitan trinchar, partir, repartir, etc. con seguridad. 

Mantén los productos de limpieza alejados de la zona de cocina.

Uno de los consejos básicos que hay que tener en cuenta en una cocina tiene que ver con los productos de limpieza y los químicos en general. En efecto, este tipo de productos son altamente inflamables en general, y en todos los casos tóxicos. Es por ello muy importante mantenerlos siempre en zonas alejadas del lugar de cocina para evitar posibles confusiones. Al mismo tiempo, te recomendamos que nunca emplees botes de alimentación para guardar este tipo de productos; ya que pueden causar confusión en ti mismo y en los más pequeños, confundiéndolos con algo que puedan ingerir. 

Vigila siempre el fuego y el gas, si tienes.

Probablemente este es el consejo de seguridad más importante, ya que es el que puede causar un desastre más grande. Cuando se empieza a cocinar, hay que estar pendiente de la fuente de calor para evitar que se inicie un fuego consecuencia de habernos despistado y de que se hayan empezado a quemar los alimentos. Esto es especialmente relevante en el caso del aceite, independientemente de su tipo, que cuando se calienta demasiado se autoinflama y genera llamas.

Si esto te sucede, nunca eches agua sobre él, ya que generarías que el fuego se expandiera. Lo mejor es, después de apagar el calor, poner una tapa encima o un paño humedecido y bien escurrido, sin destaparlo hasta que haya bajado su temperatura. En el caso de que emplees gas en casa, ten mucho cuidado con no dejarlo abierto y también con las posibles fugas de gas o defectos en tu instalación.

Como has visto, este último consejo de cocina puede cumplirse empleando simplemente un robot. Así es, otra de las ventajas que tienen los robots de cocina es que aportan una gran seguridad frente a las fuentes de calor tradicionales.

Por ello, si quieres iniciarte en el mundillo de la cocina y hacerlo satisfactoriamente, no hay nada mejor que contar con uno de esos aparatos para conseguir tu propósito de una forma sencilla y accesible.

Puedes compartir este artículo o seguirnos en:
error0
 
Publicado en Consejos y etiquetado , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.